unamiradaalcielo

This WordPress.com site is the cat’s pajamas

Condiciones sociales de la población en el s.XIX (Por qué surge la doctrina social de la Iglesia)

en mayo 14, 2013

¿Donde vivían los pobres de la época? ¿Como eran las edificaciones?

Con la revolución industrial las ciudades en Europa crecieron vertiginosamente, este crecimiento se debió fundamentalmente al traslado de los campesinos a las ciudades en busca de trabajo en el sector industrial o en los servicios que se empezaban a desarrollar.

En este época encontrábamos dos tipos de ciudades industriales. La primera, el núcleo urbano que surgió directamente a partir de la revolución industrial. en estos casos las viviendas de los trabajadores se apretaban junto a las naves y los edificios industriales, creando barrios populares con construcciones de baja calidad y con escasez de servicios públicos , tales como red de cloacas, calles empedradas, mercados, jardines…Los edificios eran de dos o tres plantas al principio que aumentaron progresivamente en altura y volumen. Estos barrios crecían desorde-nadamente ya que el poder municipal no los atendía, las calles y los patios estaban muy degradados por el amontonamiento de basuras y desperdicios fecales. Al no haber desagües se producía el estancamiento de aguas sucias y la escasa ventilación producía malos olores con un constante peligro de infección. El interior de la vivienda se reducía a una o dos habitaciones siendo frecuentes las cocinas y letrinas comunitarias. este fue el caso de ciudades como Manchester y Liverpool.

Pero la ciudad industrial no era el modelo mas habitual y significativo de la explosión urbana en Europa ya que las concentraciones industriales estaban muy localizadas. La mayoría de los centros urbanos crecían a partir de antiguas ciudades favorablemente emplazadas con funciones tradicionales de mercado, puerto, capital administrativa o centro de comunicaciones…Así se desarrollaron Londres, parís, Barcelona, Amberes y Bruselas (Países Bajos)

descarga

 l

En cuanto a la alimentación, la dieta obrera se basaba en la harina ya fuese en pan o en gachas y en papas y el consumo de carne, frutas, verduras o pescado era muy escaso. Los trabajos se lavaban más que los burgueses sobretodo por necesidad.

Condiciones laborales:

El numero de horas de trabajo era variable según el tipo de actividad pero fue desciendo gracias a las reformas laborales conseguidas. A mediados del s. XIX los obreros pasaban mas de 12 horas en las fabricas con una interrupción de una hora y media para las comidas y apenas tenían días de descanso. A finales de siglo la jornada se redujo hasta las 10 horas e incluso 9. Mujeres y niños constituían buena parte de la mano de obra en las primeras etapas la industrialización. Los salarios eran muy bajos y estaban muy ajustados para satisfacer las necesidades básicas de los trabajadores: vivienda y comida. En general el nivel de vida era muy bajo. El salario anual de un obrero podía rondar los 300 libras aproximadamente al año en Inglaterra.

siglo-xix

Derechos laborales y asociaciones de trabajadores:

La sociedad industrial, creó un amplio colectivo obrero que desarrolló una consciencia de clase propia y nuevas formas de conflictividad social. Estas fueron desde la destrucción de máquinas hasta la creación de asociaciones estables de trabajadores, a este fenómeno social y político se le denomina movimiento obrero.

En los comienzos de la industrialización la mano de obra era abundante por lo que las condiciones de contratación eran totalmente libres y los salarios eran desfavorables para los obreros debido al sistema capitalista, que ocasionaba crisis periódicas que producían gran número de parados. La reivindicación obrera tiene dos vías: la sindicalista, que reclama mejoras en las condiciones laborales; y la política, que pide derechos políticos (sufragio universal, libertad de asociación, que los obreros puedan ser parlamentarios, etc)

Las asociaciones de trabajadores se formaron en los primeros tiempos de la industrialización, muchas procedían de la organización gremial. Al principio estaban prohibidas, pues iban en contra de la libertad de empresa y de contrato. El derecho de asociación y reunión fue una de las primeras reivindicaciones que plantearon los trabajadores. G.B. fue el primer país en reconocerlo, en 1824. Las primeras fueron las Sociedades de Socorros Mutuos, cuya finalidad era ayudar a sus asociados en caso de accidente, enfermedad o muerte. Pero el motor del asociacionismo obrero pronto derivó en la defensa colectiva de las condiciones salariales y laborales.

La huelga era el principal instrumento de presión. La Trade Union fue la primera asociación de trabajadores, que reunía a empleados del mismo oficio. Más tarde se formó la Grand Trade Union, que era una unión nacional de todos los obreros de todos los territorios de Gran Bretaña.

images

El cartismo era la forma principal de reivindicación política. En Inglaterra, la Grand Trade Union elaboró la Carta del Pueblo, en la que se reclamaban el sufragio universal masculino, el voto secreto, poder ser diputado sin ser propietario, etc. Se presentaba al Parlamento con un gran número de firmas, pero esta institución rechazó tres veces las peticiones de la Carta. El movimiento cartista se debilitó sin conseguir sus objetivos, pero obligó al Estado británico a regular las relaciones laborales. Aun así, el cartismo anticipó las acciones de reforma social que iban a promover los partidos obreros desde los parlamentos o desde su participación en los gobiernos.

The Six Points of the People's Charter

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: